Cuídate

Las molestias en los pies más comunes en invierno

home
Tendencias
Novedades
Cuídate
Do it Yourself

¿Alguna vez te has preguntado cómo se sienten tus pies con la llegada del frío y el cambio de calzado? ¡Nosotros te lo contamos!

En verano, los pies disfrutan de una libertad absoluta ya que utilizamos sandalias que no aprietan ni molestan. Sin embargo, esta sensación desaparece con la llegada del invierno y los zapatos cerrados. Este cambio puede provocar muchas molestias en tus pies. ¡Te las contamos!

En primer lugar, el calzado cerrado y rígido puede provocar rozaduras y ampollas. En muchas ocasiones, estos males son consecuencia de llevar un calzado de materiales sintéticos que aprieta demasiado el pie y no lo deja respirar. Recomendamos escoger zapatos de materiales flexibles que dejen suficiente espacio a nuestros pies para moverse como deseen y así evitar la fricción.

Por otro lado, las durezas y las callosidades pueden aparecen como consecuencia de llevar zapatos de talla incorrecta o con puntas y tacones muy pronunciados. Procura utilizar únicamente esos zapatos que hagan sentir a tus pies cómodos y con libres a nivel de movilidad. Y, en caso de que te aparezcan igualmente, termina con ellas en tan solo unos segundos con nuestra Lima PediSilk.

Otra molestia muy común en los pies es la mala circulación. Los cambios de temperatura y los zapatos demasiado apretados pueden provocar que los pies se enrojezcan y sientan un hormigueo extraño e incómodo. Te recomendamos darte un buen baño de agua fría hasta que esta sensación desaparezca.

Por último, la utilización continuada de zapatos de tacón puede terminar generando molestias en el antepie. Procura cambiar de calzado para no cargar en exceso la parte anterior del pie o decántate por los zapatos con suela amortiguadora de impactos para prevenir molestias.

Las molestias en los pies pueden llegar a ser muy dolorosas por lo que no dudes en acudir a un podólogo para que pueda examinar tu caso detalladamente.

Encuéntralo en tu farmacia.